Más de 500 pacientes fueron beneficiados con 3 meses de insulina en Miranda

Con el objetivo de beneficiar al pueblo con la entrega de insumos de manera gratuita, en la Dirección Estadal de Salud, a cargo de la doctora Marelia Guillen, Autoridad Única en Salud, del Estado Bolivariano de Miranda, se hizo entrega de insulina a personas diagnosticadas con diabetes tipo I y II.

El Licenciado Jefferson Frankis, encargado del Programa de Enfermedades no Transmisibles, indicó 520 personas fueron favorecidas con la entrega de insulina, de los cuales 375 son usuarios que ya han recibido el tratamiento, 130 pacientes son nuevo ingreso y otras personas a las que se les ha entregado por farmacia porque han sido pacientes de los hospitales a los que también se les está asistiendo.

“La característica del operativo en esta oportunidad, es que se le está entregando insulina para tres meses, para que los pacientes no tengan que estar dirigiéndose varias veces a la sede, sino que en el mes de octubre reciben nuevamente su tratamiento”, puntualizó Frankis.

Asimismo señaló que el proceso de captación de la personas fue principalmente por los que ya se les había hecho la entrega anteriormente, “los mismos fueron contactados a través de una llamada telefónica. Ahora al nuevo ingreso se le notificó de manera personal, por medio del 0800-salud y por la información suministrada por el Distrito Sanitario N°1”.

Por otro lado, refirió que como siempre y aspirando que sea la última vez que los consignen, los pacientes debieron presentar un copia de la cedula de identidad y del informe. “Para evitar que las personas traigan eso en cada jornada, tenemos pensado crear una carpeta que permanezca en nuestra coordinación y cada vez que ellos vengan ya no tengamos que pedirles nada, sino buscarlo en el archivo y listo”.

“En tal caso de llevarse a cabo ese método, el paciente solo debería asistir una vez para actualizar el informe y modificarlo en la data central y así llevar un control más estricto”, concluyó.

(Prensa Dirección Estadal de Salud)
Texto: Yuskeili Romero – Fotos: William Sánchez